En Colombia Luis F. Mosquera quiere cumplir su anhelo desde niño con Medellín

Final Copa Mustang II, Jugadores de Medellin

Luis Fernando Mosquera jugador de Independiente Medellín

El ’10’ del Rojo, figura en las últimas fechas, espera con fervor coronarse por primera vez en su carrera. “Espero conseguir el campeonato que es el sueño que tengo desde niño”, dijo.

Introvertido, silencioso pero con un talento exquisito. Así es Luís Fernando Mosquera, aquel bonaverense que cautivó con su fútbol al técnico Leonel Álvarez y a la hinchada Roja.

De ritmo pausado pero de desborde endiablado, el ex Quindío y Santa Fe pasó momentos difíciles en el Medellín. Tuvo una seguidilla de malos partidos que lo hicieron objeto de críticas reiteradas por parte de la prensa y la afición.

Pero prendió la lámpara en la instancia definitiva y con sus tres goles -uno en Cartagena y dos golazos en Barranquilla- le dio el boleto al Poderoso a la final.

“Subí el nivel por el trabajo. En partidos anteriores no tuve buenas presentaciones pero cuando uno trabaja serio y es humilde, los resultados se dan”, afirmó.

Luís Fernando fue adoptado desde el comienzo por Leonel que creyó en él desde el comienzo. Lo mantuvo a pesar de los pedidos generalizados de excluirlo de la titular y por el contrario, lo llenó de confianza. “Denle la pelota a Mosquera que sabe mucho con el balón”, gritaba en las prácticas.

“Me sirvió el respaldo del cuerpo técnico que fue incondicional y el de mis compañeros que me apoyaron a muerte”, indicó sobre el particular.

Habla con su fútbol

Mucho se dijo de sus prolongados silencios, de su mirada al piso y de su personalidad fría e introvertida. ¿Apático o tímido? Él mismo Mosquera respondió: “yo soy muy tímido. Mis compañeros ya me conocen porque soy más bien callado pero esa es mi forma de ser”, explicó.

El volante prefiere hablar con su fútbol dentro del terreno de juego y ser cómico desplumando rivales o soltar sus carcajadas con una gambeta quiebra cinturas.

Un nuevo aire en el Poderoso

Mosquera tuvo actuaciones rutilantes con Deportes Quindío que lo convirtieron en un objeto preciado para los clubes del rentado colombiano. Santa Fe dio más en la subasta y se quedó con los servicios del media punta.

Pero en el conjunto ‘cardenal’ las cosas no le salieron de la mejor manera. A pesar de tener buenos partidos y de anotar goles importantes, sus constantes lesiones lo marginaron del equipo profesional. Tanto que cuando llegó la propuesta del DIM, la dirigencia capitalina no dudó en aceptar el préstamo por un año y medio.

En Independiente Medellín tuvo continuidad -jugó 20 de los 24 partidos del torneo-, y encontró apoyo y reconocimiento a sus virtudes. Por eso rescata cosas que parecen a veces poco relevantes. “El ’10’ solo lo había utilizado en el barrio. Es un honor para mí llevarla”.

“La clave del éxito ha sido el buen fútbol que juega este equipo. Manejamos bien el balón, sumamos bastante gente al ataque y en eso se ha basado la buena campaña que hemos venido haciendo”, manifestó con propiedad.

Pero la hora de la verdad llegó. Mosquera percibe que “tenemos que trabajar mucho porque sabemos que Huila no va a ser fácil”, pero confía en el nivel ascendente del equipo para lograr, un sueño que tiene desde niño: dar la vuelta olímpica.

Juan Diego Ortiz Jiménez
Especial para FUTBOLRED

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s